Imagen eliminada por Rromani Pativ por respeto a la victima, sus familiares ya que es hiriente e indigna.

Convertido en un despojo humano, con la cara cubierta de magulladuras y algunos huesos rotos. Como un perro salvajemente apaleado y luego abandonado inconsciente en un carro de supermercado. Así aparece el adolescente gitano Darius en la imagen que estremece hoy las redes sociales en Francia y el mundo. Imagens que, por otro lado, ha publicado solo la prensa británica dado que en Francia está prohibido hacerlo.

Leer artículo completo: elmundo.es